jueves, 22 de abril de 2010

desamor


cuando se rompe el amor
llega la oscura tristeza,
avanzando sinuosa
rumbo a nuestro corazón,
y lo oprime con su abrazo,
manteniéndolo cautivo,
acallando sus latidos
y alimentando el dolor
*
aparecen mil preguntas
golpeándonos la mente,
intentando averiguar
la causa de esa desdicha,
y no hay culpas ni reproches
cuando la dulce ilusión
muta en amargo fracaso
y dolor de corazón
*
sólo queda un gran vacío
de sinsabores y dudas,
y el consuelo de saber
que el tiempo todo lo cura

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Y nada llena ese vacío; nada ni nadie. Yo sabía que era un pozo de negrura infinita. Donde ha existido amor de verdad es imposible rellenar hueco alguno con amor verdadero. Simplemente...rebosa y se vierte.

Anónimo dijo...

El tiempo, pasa y se va, como los barcos; haciéndonos sentir en la bruma su latente compañía. Con el latir de las sirenas, pasan los barcos, pasan los días y nada queda; sólo el faro, las gaviotas, un roquedal de estruendos amorosos salpicados de mar y...la música de los recuerdos.
I CAIVS